• 24/08/2022
  • Escrito por Andreu Prados

La piel es el mayor órgano de tu cuerpo y vive en estrecha relación con todo el organismo. El buen estado de la piel influye tanto en tu salud física como psíquica, a la vez que te avisa sobre posibles problemas de circulación y deficiencias de nutrientes.

Una buena alimentación y una correcta hidratación son los dos pilares clave que tienes a tu alcance para disfrutar de una piel sana y aliviar las piernas pesadas y cansadas, el picor de la piel y las venas hinchadas.

Toma nota de cómo hidratar la piel para mejorar la circulación sanguínea de tus piernas.

Hidratar la piel de las piernas

Aunque no sudes, cada día se evaporan de 300 a 600 centímetros cúbicos a través de tu piel. Para tener la piel de las piernas elástica e hidratada, necesitas incorporar a través de tu dieta una hidratación continua a través de las bebidas y los alimentos1,2:

  • Un 70-80% del agua que necesitas la obtienes de las bebidas: se recomienda llegar a los 1,5 o 2 litros diarios de agua (equivale a 6-8 vasos diarios). Si te cuesta llegar a esta cantidad, puedes preparar un zumo de frutas o un licuado de frutas y hortalizas que te aportarán menos azúcar que los refrescos y una gran cantidad de vitaminas antioxidantes y minerales. Otra buena forma de aumentar la ingesta de líquidos es a través de las infusiones y los caldos vegetales.
  • El resto de agua que necesitas (20-30%) proviene de los alimentos: consumir cada día de 2 a 3 frutas y una gran ensalada te ayudará a hidratar la piel.

Si la temperatura ambiente es muy elevada, o si sudas muy a menudo, puedes llegar a eliminar cantidades de agua de hasta 5 litros. En estos casos vas a necesitar una cantidad extra de líquido pero también de aceite de oliva para el buen aporte de los ácidos grasos omega-6, que ayudan a mantener la integridad de las estructuras de la piel, el espesor normal y su hidratación. 

La otra vía que tienes para hidratar la piel de las piernas es mediante las cremas, espráis y geles hidratantes, que te puedes aplicar varias veces al día para suavizar la hinchazón de las piernas. Si los combinas con productos específicos con respaldo científico para mejorar la microcirculación conseguirás un mayor alivio de los síntomas de la insuficiencia venosa leve de las piernas.

¿Tonificar la piel puede mejorar la circulación en las piernas?

Además de cuidar la hidratación, activar y tonificar la piel mediante la aplicación de frío y realizar ejercicios específicos puede ayudarte a cuidar la circulación de las piernas.

Mientras que el calor favorece la dilatación de las venas y hace que tus piernas estén más hinchadas, el frío es tu mejor aliado para tonificar la piel de las piernas a través de generar una vasoconstricción venosa. La simple aplicación de hielo a las piernas con varices durante tres veces al día (15 minutos cada vez) puede ayudarte a favorecer el retorno venoso y calmar el dolor3.

También existen ejercicios específicos que puedes incorporar en tu rutina diaria para tener unas venas de las piernas en buen estado. Las sentadillas clásicas y los ejercicios de elevación de piernas son las mejores opciones de ejercicios para tonificar y aumentar la firmeza de las piernas4.

Bibliografía: 

1MedlinePlus. Cuidados personales – la piel seca. Disponible en: https://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000751.htm (consulta 29 de julio de 2022).

 2Mahan, Escott-Stump, Raymond. Krause Dietoterapia. 13ª edición. Barcelona: Elsevier; 2013.

 3Orhurhu V, Chu R, Xie K, et al. Management of lower extremity pain from chronic venous insufficiency: a comprehensive review. Cardiol Ther. 2021; 10(1):111-140. https://link.springer.com/article/10.1007/s40119-021-00213-x

4Wirtz N, Zinner C, Doermann U, et al. Effects of loaded squat exercise with and without application of superimposed EMS on physical performance. J Sports Sci Med. 2016; 15(1):26-33. https://www.jssm.org/jssm-15-26.xml%3EFulltext